20 septiembre 2021

El transporte público recupera pasajeros y ya se aproxima a los valores de prepandemia

Tras la caída que sufrió por la pandemia, se recupera el uso del transporte público: ya viajan 7 de cada 10 usuarios que lo hacían antes de la crisis sanitaria. El uso de trenes, Subte y colectivos ya dejó de estar restringido únicamente para esenciales y ya no es necesario tener permiso de circulación para viajar. Preocupa el crecimiento de los viajes en automóvil particular.

Más leídos





El transporte público en el Área Metropolitana de Buenos Aires continúa recuperando pasajeros. De acuerdo con datos oficiales, ya viajan 7 de cada 10 usuarios que lo hacían antes de la pandemia.

De acuerdo con las cifras del sistema SUBE, el pasado fin de semana (28 y 29 de agosto) se movilizaron en el AMBA poco más de 1,5 millón de pasajeros diarios promedio, lo que representa un 72% de los usuarios que se desplazaban en un fin de semana promedio previo al aislamiento de marzo de 2020. Guarismos similares se habían registrado en el fin de semana anterior (21 y 22 de agosto).

Registros similares se obtienen en días hábiles, con cifras en torno al 67-68% de usuarios diarios en comparación a un día hábil promedio previo al aislamiento. Por caso, el pasado viernes 27 se movilizaron en transporte público un total de 2.874.381 usuarios, un 32% por debajo del promedio de un día hábil antes de la pandemia.

El promedio de pasajeros diarios hábiles durante el mes de agosto (cifra aún parcial) es de 2.719.502 usuarios, la cifra más alta desde el inicio de la pandemia.

A esto contribuyó la decisión del Ministerio de Transporte de que el transporte público deje de estar exclusivamente reservado para trabajadores esenciales y de que ya no sea necesario poseer el Certificado Único Habilitante de Circulación (CUHC) para desplazarse en colectivos, trenes y Subte en aquellas jurisdicciones que no se encuentren en estado de alarma epidemiológica y sanitaria.

En conjunto con esas medidas, y acompañando el paulatino crecimiento de la cantidad de usuarios, las autoridades también ampliaron la capacidad máxima de colectivos -que pueden circular con todos sus asientos completos y hasta 20 personas de pie-, trenes -todos los asientos completos y hasta cuatro personas paradas por metro cuadrado- y coches del Subte -todos los asientos completos y 40 personas de pie-.

La recuperación de pasajeros en el Subte, sin embargo, parece ser más lenta que en el resto de los modos de transporte: de acuerdo con cifras del gobierno porteño, sólo viaja entre un 25% y un 30% del total de pasajeros previo a la pandemia. La red, cabe recordar, continúa con estaciones cerradas -reabrirán el próximo 7/9-. Las últimas 11 en reabrir -que estaban clausuradas desde marzo de 2020- recién lo hicieron a mediados de agosto.

En línea con esto, las autoridades porteñas hicieron saber su preocupación por el crecimiento del uso del automóvil particular -pasó de representar el 22% de los viajes en la Ciudad en 2019 al 36% en 2020- y la posibilidad de que el patrón se mantenga a futuro por temor al contagio en el transporte público.




Destacados

Ultimos artículos

Artículos relacionados

Comentarios