30 mayo 2024

Talgo se queda con la mayor compra de trenes de la historia de Bulgaria

Talgo quedó como la única oferente en la licitación de 20 trenes de media distancia para los Ferrocarriles Estatales de Bulgaria (BDZ) tras el retiro de CRRC, la otra empresa que participaba del proceso. Se trata de la mayor compra de material rodante en la historia del país, que es financiada por la Unión Europea.

Más leídos

La empresa española Talgo quedó como única oferente para la provisión de 20 trenes push-pull de media distancia para los Ferrocarriles Estatales de Bulgaria (BDZ), tras el retiro de su única competidora, la china CRRC.

La licitación fue lanzada a finales del año pasado y posee un presupuesto oficial de unos 600 millones de euros, que serán aportados íntegramente por la Unión Europea -a la que Bulgaria pertenece- mediante los fondos de recuperación Next Generation EU.

La oferta presentada por CRRC era la más conveniente: 310 millones de euros para la provisión de 20 trenes con capacidad para 406 pasajeros sentados y un período de garantía de 60 meses, contra la de Talgo que es notablemente más costosa y ofrece menos: 623 millones de euros, para trenes con menos asientos (383 en total) y un período de garantía menor (36 meses).

A pesar de contar con la mejor oferta, la firma china decidió retirarse del proceso en el marco de investigaciones iniciadas en febrero por parte de la Unión Europea -financista de la operación- por considerarse que CRRC, una empresa del Estado chino, habría recibido subvenciones que la posicionaron en una mejor situación frente a su competidora española.

Si bien Talgo quedó como la única oferente, se encuentra en negociaciones directas con el gobierno de Bulgaria para lograr sostener la licitación y que la misma no sea dada de baja. El monto presentado por la firma española es superior a lo presupuestado, razón que hace necesario el proceso de conversaciones.

La propuesta presentada por Talgo se basa en tecnologías similares a los trenes adquiridos recientemente por la operadora ferroviaria alemana Deutsche Bahn (DB) y por los ferrocarriles estatales daneses Danske Statsbaner (DSB), aunque con adaptaciones. De acuerdo con los requerimientos establecidos por las autoridades búlgaras, los coches deben ser capaces de circular a una velocidad máxima de 200 km/h y contar con accesibilidad para personas con movilidad reducida y contadores automáticos de pasajeros instalados en las puertas.

Bulgaria se encuentra en un importante proceso de inversión ferroviaria. A fines del año pasado, avanzó con la adjudicación de una compra de locomotoras eléctricas destinadas a traccionar trenes de pasajeros a favor de Siemens Mobility y recientemente se aceptó la oferta de Stadler para proveer siete trenes eléctricos de dos pisos.

Suscribite a nuestro Newsletter

Las últimas novedades directo a tu casilla de e-mail

Destacados

Ultimos artículos

Artículos relacionados