23 septiembre 2021

La compra de 200 nuevos coches para el Roca, demorada por una póliza

La compra de 200 coches CRRC adicionales para la línea Roca, que permitirían jubilar a los Toshiba y alargar las formaciones, está demorada por la falta de aprobación en China de una póliza. Se trata de un paso clave para destrabar el financiamiento. El Gobierno modificó el presupuesto y reconoció que la operación no se concretará en lo que queda del año.

Más leídos





La compra de 200 nuevos coches CRRC para la línea Roca (25 trenes), que permitiría jubilar a los veteranos trenes Toshiba, se encuentra demorada debido a retrasos administrativos en China.

Según confirmaron a enelSubte fuentes del Ministerio de Transporte, la operación está en stand by “a la espera de la emisión de una póliza por parte de Sinosure”, lo cual es un “requisito indispensable” para dar inicio a la ejecución del contrato.

Sinosure (oficialmente China Export & Credit Insurance Corporation) es la corporación de seguros de crédito a la exportación de China, y su función es la de proveer seguros de crédito para la cobertura de “riesgos políticos y comerciales”, permitiéndole al banco del exportador -en este caso el Banco de Desarrollo de China (CDB, por sus siglas en inglés)- financiar la operación.

Versiones periodísticas que circularon en las últimas semanas indican que China dilatará la aprobación de estos créditos hasta que la Argentina alcance un acuerdo para la renegociación de la deuda que mantiene con el Fondo Monetario Internacional (FMI). Desde Transporte, en tanto, se limitaron a afirmar que la operación “está en pasos administrativos”.

Cualquiera sea el caso, la operación no se destrabará en los próximos meses. Ante la situación, el Gobierno modificó días atrás el Presupuesto 2021 mediante decreto de necesidad y urgencia (DNU), reconociendo que algunos programas “financiados con crédito externo” no serán ejecutados “en el corriente ejercicio” y quedarán para 2022. Entre ellos se cuenta el crédito con el Banco de Desarrollo de China para la compra de los 200 coches para el Roca, que, tal como explicó este medio, había sido incluida en el presupuesto de este año.

Los nuevos coches CRRC están destinados a jubilar a los veteranos Toshiba.

Cabe recordar que la novela de la compra de esta flota adicional para el Roca lleva varios años: la operación había sido lanzada hacia fines de 2017, siendo aprobada en abril de 2018. Sin embargo, el financiamiento fue acordado recién a fines de 2018 y luego, en febrero de 2019, se aprobó el contrato de financiamiento. Más tarde la operación quedó paralizada durante el último año del gobierno anterior y fue recién retomada tras la llegada de la nueva gestión, aunque sin avances concretos hasta ahora.

La incorporación de estos coches adicionales permitiría uniformar la flota con 500 coches CRRC, jubilando definitivamente a los trenes Toshiba de origen japonés -que datan de la década del 80, cuando se concretó la primera etapa de la electrificación de la línea– y permitiendo, además, que todas las formaciones CSR/CRRC actuales pasen a contar con ocho coches en lugar de siete, eliminando las cabinas intermedias inutilizadas.

La operación, cabe señalar, es independiente de los contratos acordados con China en diciembre del año pasado, que en el caso del material rodante contemplan la compra de 111 coches para el Belgrano Sur, 45 coches para el Sarmiento, 20 coches para el Tren de la Costa (línea Mitre ramal Delta) y 30 triplas de trocha ancha.




Destacados

Ultimos artículos

Artículos relacionados

Comentarios