jueves, 21 de agosto del 2014 - 16:59 hs.
Buenos Aires, Argentina.

Macri rechaza el Subte pero quiere construir túneles para autos en Retiro

El Gobierno porteño hizo pública una propuesta para construir un túnel vehicular en la zona de las terminales ferroviarias de Retiro para ordenar el tráfico de colectivos en la zona. Mientras tanto, el Subte busca quién lo administre.
El Gobierno porteño hizo pública una propuesta para construir un túnel vehicular en la zona de las terminales ferroviarias de Retiro para ordenar el tráfico de colectivos en la zona. Mientras tanto, el Subte busca quién lo administre.

 El Gobierno porteño presentó un proyecto para construir un túnel vehicular, mitad cerrado y mitad a cielo abierto, en la zona de las terminales ferroviarias de Retiro con el objetivo de organizar el tráfico de colectivos del área.  Este túnel tendrá unos 1000 metros de largo y se enlazará con otro a construir para que los automóviles que vienen desdel el norte por Avenida del Libertador puedan doblar a la izquierda en San Martín, maniobra que hoy se realiza mediante una rampa con semáforo.

Según informó el ministerio de Desarrollo Urbano (MDU) la obra costará unos 70 millones de dólares y será sometida a una audiencia pública el próximo 14 de mayo.  Una vez cumplido dicho paso el proyecto será sometido a discusión en la Legislatura para luego llamar a licitación.  De acuerdo a las autoridades, si no se registran objeciones ni modificaciones los túneles podrían empezar a construirse cinco meses después de que se adjudique la licitación.  

Las estimaciones del MDU indican que esta obra podría beneficiar a 632.000 pasajeros que circulan a diario por Ramos Mejía y Libertador y a los 477.000 que lo hacen por San Martín y Madero mediante una reducción de los tiempos de viaje estimada en 34% para los colectivos y del 20% para los vehículos particulares.  Además se les prohibirá el paso a los camiones por el tramo de San Martín entre la avenida Antártida Argentina y Eduardo Madero puesto que allí se construirán nuevas paradas para colectivos para reemplazar a las que hoy están sobre las calles Gilardi y Martínez Zuviría.  Esto permitirá cerrar dichas calles al tránsito y unificar las plazas Fuerza Aérea Argentina (ex plaza Británica, donde se encuentra la Torre de los Ingleses), Salvador María del Carril y Canadá en un gran espacio verde.  En cambio, el tránsito pesado será redireccionado por un paso a nivel a construir sobre la parilla ferroviaria conocida como Empalme Norte, ubicada detrás de Catalinas.  

En cuanto a la avenida Ramos Mejía, a la que tienen su frente principal las terminales ferroviarias del Mitre, Belgrano Norte y San Martín, la mitad de la calzada adyacente a dichos edificios será mantenida a nivel para el tráfico de autos y colectivos que se dirigen hacia Libertador o Juncal.  La otra mitad, del lado de las plazas, será convertida en una trinchera de 525 metros de largo con dársenas y refugios para los colectivos que giran hacia Leandro Alem.  Esas paradas tendrán combinación con la estación Retiro de la línea C puesto que quedarán a su mismo nivel, y con la estación Retiro de la línea E aún en construcción.  Para cruzarla o acceder a las terminales ferroviarias se construirán cuatro puentes peatonales sobre la trinchera, que se convertirá en un túnel de 470 metros de largo bajo la plaza San Martín con salida en Alem y Rojas.  

Comentarios